A partir del 10 NOVIEMBRE disponibles nuestras naranjas y a partir del 2 de ENERO dispondremos de conservas vegetales saludables. Envío GRATIS a toda la Península

¿Es bueno tomar zumo de naranja en ayunas?


Por todos es sabido que el zumo de naranja es una de las bebidas más interesantes desde el punto de vista nutricional. El jugo de la naranja es tremendamente dulce, y su potente aporte vitamínico lo convierte en una de las mejores bebidas para empezar el día.

Sin embargo, el potente sabor de las frutas cítricas hace que muchos se pregunten si es recomendable tomarlo en ayunas o si hay una hora del día que resulta mejor para tomarlo y evitar la acidez que, en ocasiones, pueden provocar durante la digestión. ¿Es bueno tomar zumo de naranja en ayunas? ¿Tiene más beneficios nutricionales consumirlo en un momento del día u otro? Te sacamos de dudas.

Zumo de naranja en ayunas: ¿sí o no?

Existe cierto consenso a nivel global en recomendar el consumo de líquidos por la mañana antes de empezar el día, cuando el tracto digestivo ha estado varias horas sin actividad. Este reposo hace que los primeros líquidos del día sean fantásticos para hacer que los restos de los últimos alimentos ingeridos desaparezcan, depurando todo el sistema digestivo y potenciando el poder depurativo de los mismos.

Teniendo en cuenta que los cítricos son unos alimentos con un alto poder antiséptico, la ingesta matutina de cualquier producto preparado con frutas de esta familia está más que aconsejado. Limones, limas, naranjas, mandarinas, pomelos… todos ellos son excelentes frutas con un altísimo contenido en vitamina C y con un sabor tan delicioso como personal, presentando, además, un rango de dulzor capaz de adaptarse a todo tipo de gustos.

Pero centrémonos en el zumo de naranja, que es, con diferencia, uno de los jugos de fruta más consumidos a nivel mundial. Pese a sus propiedades nutricionales y depurativas, dado su intenso sabor y el oscilante grado de acidez de las naranjas con las que se elaboran los zumos, en ocasiones es normal preguntarse si conviene evitar consumir estos preparados en ayunas, cuando el estómago ha estado inactivo tantas horas.

Por norma general y en el caso de una persona sana sin complicaciones en el aparato digestivo, tomar un zumo de naranja natural preparado con ejemplares maduros y de una variedad dulce es una excelente idea. Tanto si se ingiere con pulpa como si no, su potente sabor no va reñido con su beneficioso efecto depurativo en el organismo. Además, al ingerirlo en ayunas el cuerpo absorberá más rápidamente las vitaminas y se acelerará su efecto desengrasante, depurando los tejidos de todo el sistema digestivo en menos tiempo ante la falta de otras piezas de comida que ralenticen el proceso.

¿Aumenta el riesgo de sufrir reflujo al ingerirlo por la mañana?

Uno de los principales hándicaps de los cítricos es que pueden hacer disminuir el pH gástrico, lo que fomenta la pirosis, más comúnmente conocida como acidez. La descompensación del pH gástrico está asociada con un aumento del reflujo gastroesofágico, por lo que ni las naranjas ni los zumos preparados con ellas, así como cualquier otro producto de la familia de los cítricos, está aconsejado para personas que sufren de él.

Lo más recomendable es consumir el zumo de naranja durante el desayuno, en ayunas, ya que es cuando más rápido lo procesa el estómago y cuando más se maximizan los efectos depurativos de los cítricos. También se puede tomar por el día, durante almuerzos o meriendas, y tratar de evitarlo por las noches para evitar molestias gástricas por la noche.

Estas molestias no acostumbran a salir en personas sin problemas gastrointestinales, por lo que el consumo de zumo de naranja en ayunas está más que recomendado para todas ellas. Eso sí, esto es aplicable siempre y cuando estemos hablando de zumos naturales, exprimidos directamente de la naranja y sin aditivos. Vamos, como los que preparamos cualquier fin de semana en casa con el exprimidor cuando hay invitados.

¿Sustituir el zumo natural por el envasado? ¡Jamás!

Suele ser bastante común sustituir el zumo de naranja natural por los néctares o los zumos envasados elaborados a partir de concentrados, dado que en ocasiones presentan un sabor más dulce. La falsa creencia de que un sabor más dulce evita los problemas de reflujo lleva no solo a no aplacar el problema de las molestias gástricas, sino a consumir un producto de peor calidad.

Y es que los altos niveles de azúcar, lejos de reducir la probabilidad de sufrir las molestias estomacales típicas de los preparados cítricos, las potencian y hacen que se pierda buena parte de la gracia de consumir zumo de naranja. Lo recomendable siempre es preparar el zumo en casa, partiendo las naranjas y haciendo uso de un exprimidor.

Lo de añadirle azúcar al zumo de naranja natural tampoco va a funcionar si lo que buscas es reducir la erosión del pH gástrico. ¿Desde cuándo el azúcar refinado ha sido un aliado de las digestiones? ¡Es el enemigo a batir! Por eso se aconseja tanto el consumo de zumo de naranja natural: con su azúcar naturalmente presente, contiene el valor de dulzor perfecto y no necesita nada más para ser un alimento de un alto valor nutricional.

Otros beneficios asociados al consumo de zumo de naranja

Además de su alto valor en vitamina C, el zumo de naranja, a pesar de estar elaborado con la fruta más representativa de cuantos cítricos hay, puede ayudar a la digestión. Y es que es un potente aliado para luchar contra la formación de úlceras en el estómago, previniendo su aparición.

La ingesta de zumo de naranja natural también es beneficiosa para las articulaciones, ya que estas presentan un nivel menor de deterioro con el tiempo en aquellas personas que durante años han consumido naranjas o zumos preparados de manera natural con ellas. También contribuye a mantener la regularidad intestinal, evitando que se produzcan trastornos en las deposiciones y haciendo que estas se produzcan con mayor regularidad.

Aquellas personas que sufran de diabetes tienen en el zumo de naranja natural un gran aliado, ya que su ingesta contribuye a regularizar los niveles de glucosa en sangre. Como beneficios asociados, también es capaz de retrasar el envejecimiento celular, haciendo que los síntomas de la edad sean menos evidentes en la piel, y de equilibrar la liberación de histamina, motivo por el cual también es un producto altamente recomendado para aquellas personas que sufran de alergias respiratorias.